sábado, 19 de julio de 2014

ESCUCHAD!

VLADIMIR MAIAKOVSKI – ESCUCHAD!

¡Escuchad!
¿Si las estrellas se encienden,
quiere decir que a alguien les hace falta,
quiere decir que alguien quiere que existan,
quiere decir que alguien escupe esas perlas?
Alguien, esforzándose
entre nubes de polvo cotidiano,
temiendo llegar tarde,
corre hasta llegar a Dios,
y llora,
le besa la mano nudosa,
implora,
exige una estrella,
jura,
que no soportará un cielo sin estrellas,
luego anda inquieto,
aunque tranquilo en apariencia,
le dice a alguien:
«¿Ahora estás mejor, verdad?
¿Dime, tienes miedo?»
¡Escuchad!
¿Si las estrellas se encienden,
quiere decir que a alguien les hace falta,
quiere decir que son necesarias,
quiere decir que es indispensable
que todas las noches,
sobre cada techo,
se encienda aunque no sea más que una estrella?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

MUSICA, REFUGIO O TRINCHERA.

Escuchen música de violín. Estoy convencido que la continuación de un callejón sin salida es un pentagrama por el que encontraremos la sali...